#Fútbol Boca decidió que Sebastián Villa no vuelva a jugar hasta que la Justicia se expida en la causa por violencia de género

Se trata de una determinación en conjunto tomada por la dirigencia, el Consejo de Fútbol y el cuerpo técnico. El delantero continuará entrenándose normalmente con el plantel

La dirigencia, el Consejo de Fútbol y el cuerpo técnico de Boca tomaron una decisión en conjunto ante el caso Sebastián Villa, denunciado por violencia de género por su ex pareja Daniela Cortés. El delantero, de 24 años, continuará entrenándose con el plantel profesional del Xeneize, pero no volverá a jugar hasta que la Justicia se expida.

La trama de violencia de género salió a la luz en la madrugada del 28 de abril, en la casa que el colombiano y su ex novia compartían en el country Saint Thomas. Cortés acusó vía redes sociales al delantero de Boca de haberla agredido y de haberla amenazado con lastimar a su familia si no abandonaba el lugar; luego ratificó sus palabras ante la Policía. La Justicia emitió una orden de restricción perimetral (hecho por el cual el colombiano debió mudarse de la propiedad de su compatriota Juan Fernando Quintero, a la que se había trasladado transitoriamente y estaba ubicada en el mismo barrio) y la prohibición para que Villa abandone el país.

Con el respaldo legal de Fernando Burlando, Cortés amplió su declaración ante la UFI 4 de Esteban Echeverría, a cargo de la fiscal Verónica Pérez, y acusó a Villa por el delito de “lesiones leves calificadas por el vínculo y por tratarse de un hombre contra una mujer mediando violencia de género, en concurso real con coacción agravada”. Al mismo tiempo, presentó como prueba los chats de Villa con su hermana, Cynthia Cortés, en los que el delantero colombiano hablaba de las agresiones que se le imputan. El atacante ex Deportes Tolima, por su parte, efectuó una denuncia por robo y extorsión, que tramita paralelamente a la de violencia de género.

La pareja en sus mejores tiempos, de un lado. Del otro, Daniela Cortés y una de las heridas que le imputa al delanteroLa pareja en sus mejores tiempos, de un lado. Del otro, Daniela Cortés y una de las heridas que le imputa al delantero

En ese momento, no había tomado la determinación de aguardar la sentencia para evaluar el futuro de Villa. De hecho, el presidente Jorge Amor Ameal había declarado hace una semana que Villa no tenía “ningún impedimento para jugar”. “Alrededor de Villa se creó una situación con el tema de la violencia, pero todavía la Justicia no determinó si era culpable o no era culpable. Y pongamos que sea culpable. Si es culpable, hay que curarlo, esta es la historia. No se puede sobre la pena, seguir penando. Hay que ir por otro camino. Hoy hay muchas herramientas para resolverlo, pero no nos tenemos que adelantar, esperemos que la Justicia lo decida”, fueron las declaraciones del titular del club en diálogo con TyC Sports.

Sin embargo, tras los contactos entre los directivos, el Consejo que encabeza Riquelme y Miguel Ángel Russo, las partes tomaron esta postura. El equipo a cargo del fútbol evalúa por estas horas si se expresará a través de un comunicado.

Hasta esta tarde, el plantel de Boca se entrenaba en formato burbuja en su predio de Tristán Suárez, al tiempo que se concentró en un hotel de la zona; pero sufrió un gran contratiempo en su preparación de cara al reinicio de la Copa Libertadores frente a Libertad del próximo 17 de septiembre: informó un brote de contagios de coronavirus de su delegación y suspendió las prácticas por 72 horas.

Fuente: Infobae.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.