#Tandil Por nota, la Provincia pidió al Municipio camas en terapia para internar pacientes con Covid-19

Así lo informó el intendente Miguel Lunghi. Aseguró que se tomará el tiempo necesario para responder y que hará las consultas pertinentes. Además, repasó cuestiones vinculadas a la pandemia y sostuvo que las clases no deberían volver hasta septiembre. En tanto, se mostró conforme con el acuerdo con recolección y reconoció que recibió propuestas para privatizar el servicio.

En diálogo con el ciclo “Informadísimas”, que se emite de lunes a viernes de 13 a 15 por Eco TV y la 104.1 Tandil FM, el intendente Miguel Lunghi realizó un repaso sobre la situación actual de la ciudad. Habló de un “muy buen” comportamiento de los tandilenses en el desarrollo de la Fase 5 y se mostró optimista ante la posibilidad de detectar y aislar los contactos de un eventual caso positivo.

En tanto, adelantó que la Provincia envió notas a los distritos que forman parte de la Región Sanitaria VIII, incluido el Municipio de Tandil, pidiendo camas de terapia intensiva ante un eventual colapso del sistema en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) para la atención de pacientes con Covid-19 positivo.

“Ya han mandado notas”, aseguró el jefe comunal. Al ampliar el tema, planteó como interrogante: “Si no tengo casos y traigo una persona con diagnóstico positivo y la interno en el Hospital, me puede infectar todo el Hospital. Y si digo que no, no vivo en una isla, vivo en Argentina”.

Ratificó que “no he firmado” y que se tomará “todo el tiempo necesario” para dar una respuesta. En efecto, expuso que “me voy a reunir con gente de distintos ámbitos para ver qué actitud tomo”, y admitió que este pedido “nos pone en un lugar difícil”.

“Soy un ser humano pero tengo que cuidar a los tandilenses y si tengo Covid-19 tengo que estudiar la curva de ascenso” para considerar las camas disponibles para potenciales pacientes locales, alertó.

En ese caso, se analizará la situación en Tandil y si bien “estoy muy contento con el comportamiento”, aseguró que “hay que ver qué pasa con la apertura” de distintos rubros de la economía.

“Vamos a hacer las cosas bien y defender al máximo a todos los tandilenses para que no les falte nada, y si tenemos la desgracia que algún contagiado tenga que ir a terapia, tenga la cama el tandilense”, declaró al manifestar su deseo.

Asimismo, Lunghi detalló que el personal sanitario se encuentra bien equipado, destacó la inversión de más de 30 millones de pesos para la compra de insumos, medicamentos y equipamiento.

Cambio de fase y vuelta a clases

En medio de un escenario que refleja un aumento sostenido de los casos en el país, el Intendente expresó que es “muy positivo” en relación a la respuesta que se pueda dar ante un eventual caso, como un rasgo distintivo de una ciudad intermedia con el Gran Buenos Aires.

“Vamos a poder hablar con esa persona, nos dirá con quién estuvo y aislar. Creo que tiene que darse un brote, cincuenta u ochenta casos para cambiar de fase”, opinó.

De todos modos, Lunghi confesó su preocupación “porque no estamos exentos de que entre el virus, pero sí que lo vamos a poder aislar y controlar. Me gustaría seguir así, pero es algo de todos los días”.

En este contexto, dio su opinión sobre la vuelta a las clases en caso de mantener este presente sanitario y fue categórico al considerar que “hasta septiembre no pueden volver”.

Su postura apunta a que en los meses de invierno se incrementa la cantidad de casos de enfermedades respiratorias en niños que podrían tomarse como sospechosos de coronavirus.

“Entre junio, julio y agosto tenemos más de 45 internados por vías respiratorias, todos los años. Con esta nueva patología, vamos a entrar en un temor terrible”, expresó.

Puestos sanitarios

Asimismo, Lunghi defendió el funcionamiento de los puestos de control sanitario apostados en los accesos tras la polémica que se generó el fin de semana largo y aseveró que los turistas “no están entrando” a Tandil, a la vez que destacó que “tenemos cámaras portátiles” que permiten determinar que “mayoritariamente” circulan por las rutas “camiones y camionetas que vienen del campo o traen mercadería a Tandil”.

Si bien no pudo garantizar que nadie pase, “porque tengo denuncias de gente que pasa caminando el talud de tierra del cruce de la Base Aérea y que después la levanta un auto del otro lado”, y que todo depende de la “libertad responsable de cada uno”, sostuvo que los tres puestos “están trabajando muy bien, las 24 horas del día”.

“No tienen noción del territorio”

En otro tramo de la entrevista, Lunghi se refirió a la polémica que se suscitó semanas atrás con funcionarios bonaerenses en el reclamo por la flexibilización de la cuarentena.

“No tienen noción del territorio, el interior de la provincia de Buenos Aires es diferente al conurbano”, señaló el jefe comunal, que volvió a defender su pedido sobre la base de la cantidad de días sin casos positivos de Covid-19. “En mi consideración podíamos abrir más actividades no esenciales”, aseguró.

Para el Intendente, la Provincia “se debe regionalizar y hacer dos provincias”, y agregó que, “desde La Plata, no con mala intención, están con otros temas más preocupantes”, en relación a la situación en el AMBA y la capital provincial.

“Tenía varias ofertas para privatizar la recolección pero decidí no hacerlo”

En otro párrafo de la entrevista, que se realizó mediante una videollamada con El Eco Multimedios, el jefe comunal se mostró conforme con el acuerdo alcanzado con los trabajadores de la recolección, una “necesidad fundamental” para la ciudad, reconoció que el sistema que le gustaría aplicar sería uno mecanizado y con contendores y aseguró que decidió mantener el servicio pese a las propuestas para privatizarlo.

En principio, deseó que el acuerdo por productividad “dé resultados”, aunque reconoció que “me gustaría que el sistema fuera todo mecanizado, con containers y un camión manejado por una sola persona”, en una experiencia que se intentó implementar hace algunos años a modo de prueba.

Para ello, es necesario comprar una flota de camiones “totalmente nueva” y entre cuatro y cinco mil contenedores, que son importados. “Me parece que tenemos que ir hacia un sistema moderno, sin echar a nadie sino reconvertirlo”, enfatizó e hizo alusión a la importancia de implementar políticas públicas que tengan “continuidad y permanencia” en el tiempo.

En efecto, citó el caso de la inversión en salud que mantiene el gobierno a lo largo de los años. “Hace 16 años que volcamos el 35 por ciento del presupuesto en esa área y pasamos de dos hospitales y a cinco y tenemos 22 respiradores porque hemos ido comprando”, resaltó el jefe comunal.

Al retomar el conflicto en el área de Servicios, que se inició ante el recorte de las horas adicionales, expresó: “También tenía la posibilidad de privatizar, tenía varias propuestas de empresas de afuera, pero opté por no hacerlo. Como soy muy tandilense, esperé hasta llegar a este acuerdo”, dijo.

Fuente: El Eco de Tandil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.